Sorprendente llamamiento del Papa Francisco “contra el mal que divide”, invita a los fieles de todo el mundo a rezar el Santo Rosario, “cada día, durante todo el mes mariano de octubre”.

Fuente: Aleteia.org. Invocando a la Virgen María y al Arcángel San Miguel para que ayuden a la Iglesia en estos tiempos difíciles, y la defiendan de los “ataques del demonio”. En medio de las polémicas que han estallado en las últimas semanas, el papa Francisco ha lanzado un sorprendente llamamiento a la oración por la unidad de la Iglesia para protegerla “del diablo, que siempre busca separarnos de Dios y entre nosotros”.

audiencia general

El llamamiento, difundido por la Sala de Prensa de la Santa Sede el 29 de septiembre, invita a los fieles de todo el mundo a rezar el Santo Rosario, “cada día, durante todo el mes mariano de octubre”.

En particular, Francisco pide a los creyentes que se unan “en comunión y penitencia, como pueblo de Dios, para pedir a la Santa Madre de Dios y a san Miguel Arcángel que protejan a la Iglesia del diablo, que siempre busca separarnos  de Dios y entre nosotros”.

En días pasados, el Papa había recibido al padre Fréderic Fornos S.I., director internacional de la Red Mundial de Oración del Papa y le pidió que difundiera en todo el mundo este llamamiento a todos los fieles.

El pontífice sugirió concluir el rezo del Rosario con la antigua invocación mariana  “Sub Tuum Praesidium” (“Bajo tu amparo”) y con la oración a san Miguel Arcángel, “que nos protege y ayuda en la lucha contra el mal”, como puede leerse en el último libro de la Biblia cristiana, el Apocalipsis, en el capítulo 12 (versículos 7-12).

La oración –afirmó el pontífice el 11 de septiembre en una homilía durante la celebración eucarística– es el arma contra “el Gran acusador”, que “se mueve por el mundo buscando cómo acusar”.

“Sólo la oración le puede derrotar –añadió Francisco–. Los míticos rusos y los grandes santos de todas las tradiciones aconsejaban, en los momentos de torbellino espiritual, protegerse bajo el manto de la Santa Madre de Dios, pronunciando la invocación “Bajo tu amparo”.

La oración reza así:

“Bajo tu amparo nos acogemos,

santa Madre de Dios;

no deseches las oraciones

que te dirigimos

en nuestras necesidades,

antes bien

líbranos de todo peligro,

¡oh Virgen gloriosa y bendita!

Amén.”

“Con esta petición de intercesión el Santo Padre pide a los fieles de todo el mundo que recen para que la Santa Madre de Dios abrigue a la Iglesia bajo su manto protector –explica el comunicado vaticano–: para preservarla de los ataques del maligno, del gran acusador, y para que sea que cada vez más consciente de las culpas, errores, abusos cometidos en el presente y en el pasado, así como para que se comprometa en la lucha sin titubeos para que el mal no prevalezca”

El Santo Padre ha pedido, además, que el rezo del Santo Rosario durante el mes de octubre concluya con la oración escrita por León XIII.

La oración reza así:

“San Miguel Arcángel,

defiéndenos en el combate

contra las maldades e insidias del demonio.

Acude en nuestra ayuda, te rogamos suplicantes.

¡Que el Señor nos lo conceda!

Y tú, príncipe de las milicias celestiales,

con el poder que te viene de Dios

arroja en el infierno a Satanás

y a los otros espíritus malignos

que deambulan por el mundo para la perdición de las almas”.

4 comentarios sobre “Sorprendente llamamiento del Papa Francisco “contra el mal que divide”, invita a los fieles de todo el mundo a rezar el Santo Rosario, “cada día, durante todo el mes mariano de octubre”.

  1. Ultimas noticias

    El Papa expresa su cercanía a las víctimas del maremoto de Indonesia 30 septiembre, 2018
    Dos obispos chinos participarán en un Sínodo por primera vez en la historia 30 septiembre, 2018
    El Sínodo sobre los jóvenes abordará asuntos como la moral sexual o el descrédito de la Iglesia 30 septiembre, 2018
    Aumentan a 832 los muertos por la tragedia en la isla indonesia de Célebes 30 septiembre, 2018
    Los Agustinos Recoletos se expanden a Indonesia 30 septiembre, 2018

    El Papa expresa su cercanía a las víctimas del maremoto de Indonesia 30 septiembre, 2018
    Dos obispos chinos participarán en un Sínodo por primera vez en la historia 30 septiembre, 2018
    El Sínodo sobre los jóvenes abordará asuntos como la moral sexual o el descrédito de la Iglesia 30 septiembre, 2018
    Aumentan a 832 los muertos por la tragedia en la isla indonesia de Célebes 30 septiembre, 2018
    Los Agustinos Recoletos se expanden a Indonesia 30 septiembre, 2018

    Papa y Santa Sede

    El Papa pide rezar cada día de octubre el Rosario por la Iglesia, «atacada por el demonio» y sacudida por los escándalos de abusos sexuales

    En tiempos difíciles para la Iglesia, Francisco ha encomendado a la Red Mundial de Oración del Papa que movilice a los fieles de todo el mundo para rezar el Rosario en octubre

    A través de la Red Mundial de Oración del Papa, Francisco pide a los católicos de todo el mundo que dediquen un tiempo cada día a rezar el Rosario, invocando a la Virgen María y al Arcángel San Miguel, «Jefe de los Ejércitos celestes», frente a los «ataques del demonio».

    El máximo responsable de la Red Mundial de Oración del Papa, el jesuita francés de origen español Frédéric Fornos, reconoce en entrevista a Vatican News que la petición llega en un momento en le que la Iglesia atraviesa «situaciones difíciles», en particular por la aperación «con mucha más fuerza que antes» del escándalo de los «abusos sexuales, abusos de poder y de conciencia por parte de clérigos, personas consagradas y también laicos; sumando así divisiones internas. Y ciertamente, muchos católicos piensan que es un momento difícil de confusión donde se escuchan cosas que pueden sorprender, incluso horrorizar…».

    «Cosas que son favorecidas por el mal espíritu, como dice san Ignacio de Loyola, “el mortal enemigo de la naturaleza humana”, es decir; el enemigo que quiere destruir nuestro interior», añade Fornos, subrayando que, en la tradición cristiana, el mal tiene diversas figuras como la de Satanás, que en hebreo significa “el adversario”; o el diablo, que viene de la palabra griega “diabolos“… “el acusador, el que divide, el que siembra discordia”.

    En la Biblia, se encuentran muchas figuras como estas para ayudarnos a percibir la realidad del mal. «Hablamos del seductor del mundo, el padre de la mentira, que nos ataca y encuentra complicidades en nuestro corazón», dice el director de la Red Mundial de Oración del Papa. Vivimos, asegura, «dentro de un combate espiritual en el cual la Iglesia está desde un inicio y en el que cada uno de nosotros está involucrado, ya sea en su vida personal, espiritual y comunitaria».

    «Como vemos el mal se manifiesta de varias maneras y la misión de evangelización de la Iglesia se hace más difícil, incluso se va desacreditando», reconoce. Parte de ello, a su juicio, se debe a que los católicos se dejan llevar por la riqueza, la vanidad o el orgullo.

    «En la tradición bíblica, se encuentran muchas figuras como estas para ayudarnos a percibir la realidad del mal, hablamos del seductor del mundo, el padre de la mentira, que nos ataca y encuentra complicidades en nuestro corazón», dice.

    «Son los escalones por los cuales quiere arrastrarnos el mal, el cual es un seductor. Trayendo pensamientos e intenciones buenas… Poco a poco va llevando a la persona a sus perversas intenciones, como la discordia y la mentira».

    Invocación al arcángel san Miguel

    Ante la desolación que producen estos escándalos y el sufrimiento infligido a quienes han padecido estos abusos, Fornos afirma que, «con María nos hará bien instar más en la oración».

    Es la razón por la que el Papa pide a todos los fieles rezar cada día del mes de octubre el Rosario, para que la Virgen María, «quien siempre estuvo a los pies de la cruz de Jesús y no se dejó vencer por el miedo», ayude a la Iglesia en estos momentos de dolorosa dificultad.

    Francisco aconseja concluir esta oración recitando una de las invocaciones más antiguas a la Santa Madre de Dios, el “Sub Tuum Praesidium”: «Bajo tu amparo nos acogemos, santa Madre de Dios; no deseches las súplicas que te dirigimos en nuestras necesidades, antes bien, líbranos de todo peligro, ¡oh siempre Virgen, gloriosa y bendita!», junto a la conocida oración a san Miguel escrita por León XIII: «San Miguel Arcángel, defiéndenos en la lucha. Sé nuestro amparo contra la perversidad y asechanzas del demonio. Que Dios manifieste sobre él su poder, es nuestra humilde súplica. Y tú, oh Príncipe de la Milicia Celestial, con el poder que Dios te ha conferido, arroja al infierno a Satanás, y a los demás espíritus malignos que vagan por el mundo para la perdición de las almas. Amén».

    Vaticannews / Alfa y Omega

    Me gusta

  2. Inicio » Noticias » Mundo

    29 de septiembre de 2018 7:41 pm

    Esta es la verdadera historia de la oración a San Miguel Arcángel del Papa León XIII

    Redacción ACI Prensa

    No existe un relato histórico definitivo sobre lo que exactamente le sucedió al Papa León XIII para que en la década de 1880 escribiera la conocida oración a San Miguel Arcángel. Sin embargo, testigos presenciales aseguraron que el Pontífice tuvo una visión en la que vio a Satanás, por lo que decidió pedir la intercesión de San Miguel para toda la Iglesia.

    En el libro “Habla un exorcista”, del fallecido exorcista italiano Gabrielle Amorth, se narra que un sacerdote llamado Domenico Pechenino conoció de primera mano lo que llevó al Papa León XIII a escribir la oración.

    El P. Pechenino relató lo siguiente: “No recuerdo el año exacto. Una mañana el Sumo Pontífice León XIII había celebrado la Santa Misa y estaba asistiendo a otra, de agradecimiento, como era habitual. De pronto, le vi levantar enérgicamente la cabeza y luego mirar algo por encima del celebrante. Miraba fijamente, sin parpadear, pero con un aire de terror y de maravilla, demudado. Algo extraño, grande, le ocurría”.

    “Finalmente, como volviendo en sí, con un ligero pero enérgico ademán, se levanta. Se le ve encaminarse hacia su despacho privado. Los familiares le siguen con premura y ansiedad. Le dicen en voz baja: ‘Santo Padre, ¿no se siente bien? ¿Necesita algo?’ Responde: ‘Nada, nada’. Al cabo de media hora hace llamar al secretario de la Congregación de Ritos y, dándole un folio, le manda imprimirlo y enviarlo a todos los obispos diocesanos del mundo”, añadió.

    “¿Qué contenía? La oración que rezamos al final de la misa junto con el pueblo, con la súplica a María y la encendida invocación al príncipe de las milicias celestiales, implorando a Dios que vuelva a lanzar a Satanás al infierno”, concluyó.

    La oración de San Miguel se añadió en 1886 a las otras “oraciones Leoninas” que el Santo Padre había mandado recitar después de 1884.

    Según la tradición, lo que motivó al Papa León XIII a escribir la oración fueron las terribles imágenes que vio y escuchó.

    “Vi demonios y oí sus crujidos, sus blasfemias, sus burlas. Oí la espeluznante voz de Satanás desafiando a Dios, diciendo que él podía destruir la Iglesia y llevar todo el mundo al infierno si se le daba suficiente tiempo y poder. Satanás pidió permiso a Dios de tener 100 años para poder influenciar al mundo como nunca antes había podido hacerlo”, dijo.

    La práctica de la oración a San Miguel estuvo vigente hasta antes de las reformas litúrgicas del Concilio Vaticano II. Sin embargo, los fieles pueden seguir esta devoción de manera privada.

    Me gusta

  3. En tiempos difíciles para la Iglesia, Francisco ha encomendado a la Red Mundial de Oración del Papa que movilice a los fieles de todo el mundo para rezar el Rosario en octubre

    A través de la Red Mundial de Oración del Papa, Francisco pide a los católicos de todo el mundo que dediquen un tiempo cada día a rezar el Rosario, invocando a la Virgen María y al Arcángel San Miguel, «Jefe de los Ejércitos celestes», frente a los «ataques del demonio».

    El máximo responsable de la Red Mundial de Oración del Papa, el jesuita francés de origen español Frédéric Fornos, reconoce en entrevista a Vatican News que la petición llega en un momento en le que la Iglesia atraviesa «situaciones difíciles», en particular por la aperación «con mucha más fuerza que antes» del escándalo de los «abusos sexuales, abusos de poder y de conciencia por parte de clérigos, personas consagradas y también laicos; sumando así divisiones internas. Y ciertamente, muchos católicos piensan que es un momento difícil de confusión donde se escuchan cosas que pueden sorprender, incluso horrorizar…».

    «Cosas que son favorecidas por el mal espíritu, como dice san Ignacio de Loyola, “el mortal enemigo de la naturaleza humana”, es decir; el enemigo que quiere destruir nuestro interior», añade Fornos, subrayando que, en la tradición cristiana, el mal tiene diversas figuras como la de Satanás, que en hebreo significa “el adversario”; o el diablo, que viene de la palabra griega “diabolos“… “el acusador, el que divide, el que siembra discordia”.

    En la Biblia, se encuentran muchas figuras como estas para ayudarnos a percibir la realidad del mal. «Hablamos del seductor del mundo, el padre de la mentira, que nos ataca y encuentra complicidades en nuestro corazón», dice el director de la Red Mundial de Oración del Papa. Vivimos, asegura, «dentro de un combate espiritual en el cual la Iglesia está desde un inicio y en el que cada uno de nosotros está involucrado, ya sea en su vida personal, espiritual y comunitaria».

    «Como vemos el mal se manifiesta de varias maneras y la misión de evangelización de la Iglesia se hace más difícil, incluso se va desacreditando», reconoce. Parte de ello, a su juicio, se debe a que los católicos se dejan llevar por la riqueza, la vanidad o el orgullo.

    «En la tradición bíblica, se encuentran muchas figuras como estas para ayudarnos a percibir la realidad del mal, hablamos del seductor del mundo, el padre de la mentira, que nos ataca y encuentra complicidades en nuestro corazón», dice.

    «Son los escalones por los cuales quiere arrastrarnos el mal, el cual es un seductor. Trayendo pensamientos e intenciones buenas… Poco a poco va llevando a la persona a sus perversas intenciones, como la discordia y la mentira».

    Invocación al arcángel san Miguel

    Ante la desolación que producen estos escándalos y el sufrimiento infligido a quienes han padecido estos abusos, Fornos afirma que, «con María nos hará bien instar más en la oración».

    Es la razón por la que el Papa pide a todos los fieles rezar cada día del mes de octubre el Rosario, para que la Virgen María, «quien siempre estuvo a los pies de la cruz de Jesús y no se dejó vencer por el miedo», ayude a la Iglesia en estos momentos de dolorosa dificultad.

    Francisco aconseja concluir esta oración recitando una de las invocaciones más antiguas a la Santa Madre de Dios, el “Sub Tuum Praesidium”: «Bajo tu amparo nos acogemos, santa Madre de Dios; no deseches las súplicas que te dirigimos en nuestras necesidades, antes bien, líbranos de todo peligro, ¡oh siempre Virgen, gloriosa y bendita!», junto a la conocida oración a san Miguel escrita por León XIII: «San Miguel Arcángel, defiéndenos en la lucha. Sé nuestro amparo contra la perversidad y asechanzas del demonio. Que Dios manifieste sobre él su poder, es nuestra humilde súplica. Y tú, oh Príncipe de la Milicia Celestial, con el poder que Dios te ha conferido, arroja al infierno a Satanás, y a los demás espíritus malignos que vagan por el mundo para la perdición de las almas. Amén».

    Vaticannews / Alfa y Omega

    Me gusta

  4. Mons. Ocáriz pide secundar generosamente la petición del Papa para este mes de octubre
    El prelado anima a que todos los miembros de la Obra, los cooperadores y quienes participan en las labores apostólicas, se sumen a la petición de rezar el rosario para pedir a la Santa Madre de Dios y a San Miguel Arcángel que protejan a la Iglesia.
    Cartas pastorales y mensajes
    30/09/2018
    Opus Dei – Mons. Ocáriz pide secundar generosamente la petición del Papa para este mes de octubre
    El Papa Francisco ha invitado a todos los católicos a recitar diariamente el Rosario durante el mes de octubre, acabándolo con la invocación “Sub Tuum Praesidium”, y con la oración a San Miguel Arcángel (cfr. Comunicado de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, 29.09.2018).
    Son oraciones que nos ayudarán a difundir la paz de Cristo y a rezar de modo especial por el don de la unidad en la Iglesia y en el mundo. No podemos ignorar, como decía san Pablo a los de Éfeso, que “no es nuestra lucha contra la sangre o la carne, sino contra los Principados, las Potestades, las Dominaciones de este mundo de tinieblas, y contra los espíritus malignos que están en los aires” (Ef 6, 12).
    Pido y animo a todos los miembros de la Obra, a los cooperadores y a quienes participan en las labores apostólicas a secundar generosamente este deseo del Papa, y a extender esta invitación a muchos otros amigos, para rogar a nuestra Madre, Santa María, y a San Miguel Arcángel que protejan a la Iglesia.
    30 de septiembre de 2018

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s