Cardenal Tagle: “Mostrar cariño a los refugiados cura sus heridas y les da dignidad”

Anuncios

6 comentarios en “Cardenal Tagle: “Mostrar cariño a los refugiados cura sus heridas y les da dignidad”

  1. Cardenal Tagle: “Mostrar cariño a los refugiados cura sus heridas y les da dignidad”

    Según la Agencia de Refugiados de la ONU, unas 65 millones de personas han tenido que huir de sus hogares en todo el mundo, lo que ha provocado el mayor número de desplazados desde la II Guerra Mundial. De ellos, 21 millones son refugiados, y más de la mitad tienen menos de 18 años.

    Durante esta reunión en el Vaticano, los líderes de Cáritas en todo el mundo intercambiaron experiencias sobre cómo afrontar esta emergencia.

    CARD. LUIS ANTONIO TAGLE
    Presidente de Cáritas International
    “La Iglesia, especialmente a través de Cáritas, muestra al mundo que Dios ama a todos. Un refugiado es un ser humano. No le preguntas de dónde viene, ni cuál es su religión. Estamos ante un hermano o hermana que sufre; y el amor de Dios es para todos.”

    MONS. LUC VAN LOOY
    Presidente de Cáritas Europa
    “Es absolutamente necesario volver a hablar de la cultura cristiana en la que se apoya nuestra cultura europea. Hay una cultura cristiana viva en Europa y se manifiesta en estas situaciones.”

    Luc Van Looy dice que en su propia ciudad, en Bruselas, ve directamente la integración de los refugiados y la apertura de muchos ciudadanos para incluirlos en la sociedad.

    MONS. LUC VAN LOOY
    Presidente de Cáritas Europa
    “Veo refugiados que encuentran trabajo. Veo personas muy inteligentes de Siria que se sienten en casa en mi ciudad y veo que la gente los respeta. Veo médicos sirios que hacen mucho por los belgas. Esto es lo más importante. Por supuesto que hay muchos otros que no han encontrado todavía un lugar donde vivir. Pero cuando veo que tantos se han integrado y son aceptados y respetados, veo que eso es lo que la cultura cristiana puede hacer en Europa”.

    Aunque los refugiados necesitan ayudas materiales, el cardenal Luis Antonio Tagle recuerda que necesitan también experimentar la caridad cristiana.

    CARD. LUIS ANTONIO TAGLE
    Presidente, Cáritas Internacional
    “Cuando los refugiados ven que les apoyan o al menos se sienten queridos, considerados o apreciados, todo esto vale más que la comida o que el agua que les das, aunque también sean necesidades básicas. El amor sana y afirma la dignidad de la persona humana “.

    Manifestarles aprecio puede ser escuchar sus historias, invitarles a una fiesta, o ayudarles mientras se integran en su nuevo hogar, ya sea en Europa o en otras partes del mundo.

  2. 2015 fue el “año de la crisis de los refugiados” en Europa: un millón 8.616 personas llegaron al continente a través del mar. En 2016 esa cifra se redujo drásticamente a poco más de 400.000. Sin embargo, en los últimos 12 meses, un número récord de personas murió tratando de cruzar el Mediterráneo.
    Mientras que en 2015, los desaparecidos y ahogados en el mar fueron 3.771, en 2016 la cifra creció hasta superar los 4.899.
    “Es lo peor que hemos visto nunca (…). De una muerte por cada 269 llegadas el año pasado, en 2016, la probabilidad de morir se ha disparado a una por cada 88”, dijo recientemente William Spindler, portavoz del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados.
    “Cientos de inmigrantes” mueren en dos naufragios frente a la costa de Libia
    “Cuando Europa llora por los migrantes muertos, llora con lágrimas de cocodrilo”: Ahmed ben Tahar Galai, premio Nobel de la Paz
    El olvidado naufragio que dejó 500 muertos en el mar Mediterráneo y nadie investigó
    ¿Por qué si las llegadas de refugiados a través del mar disminuyeron aumentó el número de personas ahogadas y desaparecidas?
    La ruta más peligrosa
    Una de las causas hay que buscarla en el reparto diferente de las llegadas entre las principales rutas migratorias del Mediterráneo.
    En 2015, un 84% de los refugiados que llegaron a Europa, 851.000, lo hicieron a través de la llamada ruta oriental, que parte de Turquía y cruza el Egeo hasta las islas griegas.
    Este año, el número de llegadas por esa ruta se redujo drásticamente hasta 180.000.
    Sin embargo, en los últimos 12 meses, la cifra en la ruta central, desde Libia hasta Italia, aumentó.
    Guardacostas italianos.Derechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
    Image caption
    En la actualidad, las labores de rescate son coordinadas por los guardacostas italianos.
    “Las llegadas a Grecia se detuvieron en gran medida como consecuencia del acuerdo de marzo entre Turquía y la UE”, apunta Federico Fossi, vocero de ACNUR en Italia.
    En virtud de ese acuerdo, que entró en vigor el 20 de marzo de 2016, los inmigrantes que llegan a Grecia son devueltos a Turquía si no solicitan asilo o su demanda es rechazada.
    “Desde un punto de vista general, se ve un descenso bastante drástico en el número de llegadas. Sin embargo, si miramos a Italia, a la ruta central del Mediterráneo, este es un año de récord: llegaron casi 179.000. El año pasado fueron 150.000 y en 2014 fueron 170.000”, asegura Fossi en conversación con BBC Mundo.
    “Esta ruta es conocida por ser la más peligrosa, comparada con la del Este del Mediterráneo”, agrega.
    La distancia entre Libia y Lampedusa, la isla italiana más cercana, es de alrededor de 280 km.
    Entre Turquía y las islas griegas que más refugiados recibieron en 2015, como Kos o Lesbos es de entre 5 y 10 km.
    Traficantes “implacables”
    En la ruta central del Mediterráneo, la probabilidad media es que uno de cada 47 inmigrantes que realizan el trayecto termine ahogado.
    Refugiados rescatados en el mar.Derechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
    Image caption
    La mayoría de los que llegan por Italia proceden de países africanos.
    Pero esta mayor peligrosidad no se debe solo a una cuestión geográfica.
    “Los traficantes están usando tácticas que no son seguras y son mucho más implacables que en el pasado. Meten a mucha gente en barcos mucho más pequeños y creemos que tienen un límite en los barcos que pueden conseguir”, le dice a BBC Mundo Joel Millman, vocero de la Organización Internacional para las Migraciones.
    Las embarcaciones que utilizan los traficantes de personas son, en muchos casos, simples lanchas hinchables, incapaces de resistir el viaje completo.
    (

    1. Sí Isabel, estamos ante una emergencia de refugiados y nosotros desde la distancia tenemos que demostrarles cariño, apoyo y acogida que solo lo podremos conseguir a través de la oración y mortificación.
      Un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s