La existencia, en toda su imprevisibilidad, no es ningún caos, sino que está ordenada por la mano de Dios

Condiciones para que la audacia sea virtud

Se dan notables diferencias entre la actitud natural de los audaces y la virtud de la audacia como tal. La audacia temperamental puede desencadenar consecuencias desfavorables.

La audacia es virtud si va acompañada, entre otras, de estas disposiciones:

  • Valentía para soportar el peligro que entraña la vida, sin caer en la queja o en el resentimiento cuando se producen situaciones complicadas que entrañan más riesgos.
  • Aceptación del sufrimiento: sobrellevarlo, sin dejar que nos amilane ni nos conduzca a la rebeldía estéril.
  • Disposición a crecerse ante la dificultad y mantener la esperanza de mejorar precisamente a través de esa situación adversa.
  • Entender que «la existencia, en toda su imprevisibilidad, no es ningún caos, sino que está ordenada por la mano de Dios».
  • Saber que toda dificultad superada sirve para ser más fuerte.
  • Confianza en Dios: «Él me sostiene, es indestructible, aun cuando atraviese peligros, incluso la muerte».
  • Atreverse a escuchar y obedecer a Dios cuando solicita una decisión que transformará nuestra existencia por completo, como puede ser la entrega a Dios plena.

(F.F. Carvajal en Pasó haciendo el bien)

Anuncios

2 comentarios en “La existencia, en toda su imprevisibilidad, no es ningún caos, sino que está ordenada por la mano de Dios

  1. La audacia es utilizada para referirse a la osadía o valentía que tienen algunas personas para atreverse a realizar algo, puede verse de forma positiva cuando el individuo sin importar los riesgos que se le puedan presentar en el camino logra alcanzar sus metas.

    En este caso la audacia representa un valor positivo, ahora bien, la osadía se puede ver de manera negativa cuando se le vincula con la insolencia, la imprudencia o el descaro que tenga un individuo al realizar ciertos actos sin tener límites. La mesura que debe existir entre una audacia con valores positivos y una con valores negativos debe estar asentada en la razón, lo más recomendable seria que al tomar decisiones, que estén fomentadas por la necesidad de arriesgarse a realizar algo, se efectúen después de meditarlo bien.

    Por ejemplo si un atleta se propone escalar una montaña muy alta, este debe haber tenido por lo menos un entrenamiento previo, o haber escalado otras montañas anteriormente, para poder atreverse a realizarlo, en este caso se considera al atleta como una persona intrépida y valiente, ahora si por el contrario, un día alguien se despierta y decide ir a escalar la montaña, sin haber tenido nunca la preparación necesaria, se considerara una persona imprudente, insensata e irresponsable, que no le importa los peligro que puede enfrentar si lo realiza.

    Por lo tanto, la capacidad de raciocinio de las personas será de vital importancia al momento de controlar la audacia ya que le va a permitir orientarlo al logro de sus objetivos siempre guiados por el contexto de la sensatez y responsabilidad. La audacia le permite a la persona transitar nuevos caminos, realizar cosas diferentes, para poder demostrarse así mismo que es capaz de lograr las cosas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s