4 comentarios en “«Todos sentimos nuestra vida real como una esencial deformación, mayor o menor, de nuestra vida posible»

  1. Me ha gustado mucho esta entrada, porque un proyecto de vida, en mi opinión, es un proyecto contra la debilidad, es un proyecto para hacer realidad nuestros sueños, ilusiones y esperanzas. Sabemos que costará y queremos ser fuertes. Sabemos que caeremos, pero deseamos confiar en que nos levantaremos uno, diez, cien mil veces,… Luchar contra nuestras debilidades constituye el reto y el sacrificio. Todos admiramos a quien es capaz de superar los límites de nuestra humana debilidad y la tristeza, en muchas ocasiones, está relacionada con nuestros fracasos y nuestra impotencia. Llegar a entender que sin la ayuda de Dios no podemos acometer ningún propósito quizá forma parte de la asimilación del fracaso y de comprender qué es verdaderamente importante.
    Buena semana!

  2. Estupendas entradas, que siempre sirven para ayudar a quienes lo leen. Muchas gracias.

    ¿Cuáles son los paradigmas que te impiden alcanzar tus metas?
    “No nos atrevemos a muchas cosas porque son difíciles, pero son difíciles porque no nos atrevemos a hacerlas“. Séneca
    ¿Estás alcanzando tu propósito en la vida?
    ¿Sabías que dentro de ti hay un gran potencial que probablemente nos has descubierto?
    ¿Cuántas cosas has querido lograr y no la has alcanzado?

    Lo que hasta ahora no hemos alcanzado se debe a los paradigmas que tenemos de la vida. Probablemente seas de las personas que luchan cada día porque no están logrando sus metas, todavía tienen hábitos, conductas, actitudes que no logran cambiar, no pueden hacer esos cambios que les gustaría tanto.

    Puede que estés en el grupo de personas que inician algo con muchas fuerzas y al cabo de un tiempo surge algo, cualquier circunstancia, que te impide terminar lo que comenzaste. Terminas conformándote y pensando que eso no es para ti.

    Las emociones y estados de ánimo que te embargan son de frustración y tristeza, rabia y enojo contigo mismo, infelicidad.

    “Había dos niños que patinaban sobre una laguna congelada. Era una tarde nublada y fría, pero los niños jugaban sin preocupación. Cuando de pronto, el hielo se reventó y uno de los niños cayó al agua.
    El otro niño viendo que su amiguito se ahogaba debajo del hielo, tomó una piedra y empezó a golpear con todas sus fuerzas hasta que logró quebrarlo y así salvar a su amigo.
    Cuando llegaron los bomberos y vieron lo que había sucedido, se preguntaron:
    -¿Cómo lo hizo? El hielo está muy grueso, es imposible que lo haya podido quebrar, con esa piedra y sus manos ¡¡¡tan pequeñas!!!
    En ese instante apareció un anciano, que dijo: -Yo sé cómo lo hizo…
    -¿Cómo? – Le preguntaron al anciano y él contestó: – No había nadie a su alrededor que le dijera que no se podía hacer.”
    ¿Te dijeron alguna vez que no podías lograr tus sueños o te lo has dicho tu mismo?
    ¿Te gustaría romper con los paradigmas que están limitando tu vida?
    ¿Quieres cerrar las heridas del pasado y abrirte a un mejor futuro?

    Estoy de acuerdo con estas palabras de Stephen Covey: “Sólo podemos lograr una mejora considerable en nuestras vidas cuando trabajamos sobre la raíz, sobre los paradigmas de los que fluyen la actitud y la conducta.”

    A continuación vamos a ver qué hacer para fortalecer tus puntos débiles de tal forma que sea difícil o imposible utilizarlos para aprovecharse de ti.
    Puedes necesitar ayuda profesional, para aprender a combatir tus puntos débiles la ayuda de un/a psicólogo/a puede ser trascendental.

    Autoestima: ver el nivel de seguridad que tenemos de las cosas. Realmente somos mejores de lo que a veces pensamos.

    Pérdida: Aceptación de que podemos perder algo y no pasa nada. No es mejor ser humano el que menos veces se cae, sino el que más veces se levanta.

    Deshazte de la autovaloración negativa. Tú no eres ni bueno ni malo. En todo caso, lo son tus acciones. No eres una persona exitosa o fracasada, haces cosas que salen mejor o peor, no puedes ser juzgado como persona ni por un juez, aunque sí algunas de tus acciones. Aciertas y te equivocas como cualquier otro,.

    Aprende que amar no es exigir sino respetar a la otra persona tal y como es, y comprender que sois compañeros en un camino que no se sabe hasta dónde llegará. Y recuerda que un psicópata jamás podrá aprender esto.

    Si tu punto débil es el miedo a la pérdida tendrás que preguntarte si temes al abandono emocional o a que te quiten todo aquello que diste más que la otra parte en la relación. En el primer caso se trata de un problema de aceptación; en el segundo, de darse cuenta de que eso es el fruto de errores pasados cuyas consecuencias hay que asumir y de una configuración injusta y parcial del medio social, hoy por hoy inmodificable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s