happy

Has de estar continuamente pendiente del Señor, a toda hora… No te justifiques en la enfermedad, o en la vejez, o en el trabajo: aprovecha esas coyunturas como medios de santificación. Así serás cordial con todos y feliz en la tierra (con la parcial felicidad que se puede alcanzar aquí). Pero no te sentirás nunca desdichado, aunque los nervios se descompongan de pena, o se nos salten las lágrimas

Anuncios

3 comentarios en “

  1. Esta entrada me ha recordado la PARÁBOLA DE LOS SIERVOS VIGILANTES Y DEL SIERVO FIEL E INFIEL

    Lucas 12:35-48
    Parábola de los siervos vigilantes

    Estad siempre preparados[a] y mantened las lámparas encendidas, y sed semejantes a hombres que esperan a su señor que regresa de las bodas, para abrirle tan pronto como llegue y llame. Dichosos aquellos siervos a quienes el señor, al venir, halle velando; en verdad os digo que se ceñirá para servir, y los sentará a la mesa, y acercándose, les servirá. Y ya sea que venga en la segunda vigilia, o aun en la tercera, y los halla así, dichosos son aquellos siervos. Podéis estar seguros de que si el dueño de la casa hubiera sabido a qué hora iba a venir el ladrón, no hubiera permitido que entrara en su casa. Vosotros también estad preparados, porque el Hijo del Hombre vendrá a la hora que no esperéis.

    Parábola del siervo fiel y del infiel

    Entonces Pedro dijo: Señor, ¿nos dices esta parábola a nosotros, o también a todos los demás? Y el Señor dijo: ¿Quién es, pues, el mayordomo fiel y prudente a quien su señor pondrá sobre sus siervos para que a su tiempo les dé sus raciones? Dichoso aquel siervo a quien, cuando su señor venga, lo encuentre haciendo así. De verdad os digo que lo pondrá sobre todos sus bienes. Pero si aquel siervo dice en su corazón: “Mi señor tardará en venir”; y empieza a golpear a los criados y a las criadas, y a comer, a beber y a embriagarse; el señor de aquel siervo llegará un día, cuando él no lo espera y a una hora que no sabe, y lo azotará severamente, y le asignará un lugar con los incrédulos. Y aquel siervo que sabía la voluntad de su señor, y que no se preparó ni obró conforme a su voluntad, recibirá muchos azotes; pero el que no la sabía, e hizo cosas que merecían castigo, será azotado poco. A todo el que se le haya dado mucho, mucho se demandará de él; y al que mucho le han confiado, más le exigirán.

  2. ¡Ánimo! Te invito hoy a afrontar la vida desde el corazón compasivo de Dios; resiste al dolor aunque duela; inyéctale al mundo una buena dosis de esperanza. Abre tu vida al amor y a la ternura. Camina con alegría y entusiasmo, sabiendo que Dios nunca te rechazará, jamás te dará la espalda, Dios nunca se olvidará de ti. Confía. ¡Buenos días!

  3. !No es un plan una batalla muy difícil!No es un poco esquizofrénico tener esa doble vida las manos en un trabajo la cabeza rezando y el otro yo peleando y preguntado que!! narices!!!haces..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s