¡Qué gran ejemplo para un país!

Andrzej Duda, presidente electo de Polonia, asistió el pasado domingo a la Misa del Corpus Christi, oficiada por el cardenal Nycz, arzobispo de Varsovia. Después de la consagración el viento hizo que la hostia consagrada volara del altar y fuera a parar al suelo. En ese momento, el presidente polaco que estaba de rodillas adorando, se levantó raudo, recogió la hostia y se la entregó al cardenal.

Según recoge Infocatólica, el hecho ha causado honda impresión entre los ciudadanos polacos, especialmente entre los católicos practicantes, porque es una prueba más de la fe católica del presidente electo. De todas las autoridades presentes en los primeros bancos, Duda fue el único en reaccionar ante lo ocurrido. Sus guardaespaldas, que en un principio no entendían lo que ocurría, se acercaron a ver lo que hacía el presidente. Tras recoger la Sagrada Hostia del suelo, la tapó con las manos y se la entregó al cardenal Nycz.

A sus 42 años de edad, Andrzej Duda acaba de ganar las elecciones en Polonia defendiendo una política de fomento de la familia y la natalidad mediante medidas sociales, pero también con la lucha contra los anticonceptivos y una amalgama de leyes contra el aborto y la fecundación in vitro.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s