Decenario al Espíritu Santo (8º día)

Ni un solo amigo, ni siquiera familiares. Nadie, absolutamente nadie de los suyos acudió al día más importante y solemne de su vida. Fue ordenado sacerdote en enero de 2012 en una pobre y fría región de China continental. La Iglesia católica no pasaba por su mejor momento en sus relaciones con el gobierno local. Se encontraban en estado de máxima restricción y vigilancia milimétrica de los católicos chinos. El obispo les ordenó sacerdotes con un solo mandato: “desde ahora sois sacerdotes, pero no podéis celebrar la Misa bajo ningún concepto. Tampoco solos ni a escondidas, porque tarde o temprano la cosa se sabría, acabaría por ir gente y la crisis sería aún peor. Lamento deciros que no tenéis las licencias necesarias para celebrar los sacramentos, hasta que la situación cambie sustancialmente….”

Mes y medio después, uno de esos sacerdotes chinos pudo celebrar la Santa Misa en Roma. Por primera vez. Nadie estaba presente, bueno quizá algunos rostros desconocidos. Lloró como un niño…, y desde entonces llora cada día delante del altar cuando ofrece el sacrificio de la Misa, mientras piensa en sus compañeros: uno en la cárcel, el otro vigilado, ambos sin poder celebrar. Por eso desde entonces hasta hoy, se estremece cada día y da gracias por el privilegio de representar a Cristo en el misterio más santo que hay sobre la tierra. (Cfr. Fulgencio Espa en Mayo con Él)

La juventud no es la edad del placer -escribía Paul Claudel a Jacques Rivière, un joven inquieto-, sino la edad del heroísmo.

Por eso, tu y yo, hoy vamos a pedirle al Espíritu Santo que venga con toda su fuerza, con toda su potencia divina, a dar calor a nuestro mundo: ¡Ven, Espíritu Santo, y…

Riega la tierra en sequía
Sana el corazón enfermo
Lava las manchas
Infunde calor de vida en el hielo
Doma el espíritu indómito
Guía al que tuerce el sendero

Riega, Espíritu de Vida, las conciencias desiertas… Sana lo que está enfermo y débil, cúranos, límpianos, purifícanos de todo eso que tú y yo sabemos: reproches, agravios, impurezas, egoísmo… ¡Ven, Espíritu Santo y lava lo que está sucio, cura lo que está enfermo!…

Y confía, no te inquietes, déjale hacer y  Él lo hará.

3 comentarios sobre “Decenario al Espíritu Santo (8º día)

  1. CREO EN EL ESPIRITU SANTO

    La esperanza no es fingir que no existen los problemas, es realmente la forma más exacta de encontrar las soluciones, que nos brinda la vida cotidiana.

    … Es la confianza de saber que estos no son eternos, que las heridas curarán, y las dificultades se superarán. Es tener fe, es una fuente de fortaleza y renovación absoluto de nuestro interior, la que nos guiará desde la oscuridad hacia la luz.

    Cuando el amor profundo de tu vida no te quiere, cuando la llamada que esperas nunca llega, cuando no consigues el trabajo que deseas, cuando no recibes la invitación que esperabas….. el mensaje no es que no te lo mereces….. el mensaje no es que no eres importante….. el mensaje es que tú mereces algo mejor. Cada vez que sientas decepción por no recibir lo que deseas ó esperas, no lo veas como rechazo ó mala suerte…. simplemente piensa que es una tremenda oportunidad a algo mucho mejor de lo que esperabas obtener de la vida.

    La vida está hecha de millones de momentos, vividos de mil maneras distintas ó diferentes. Algunos, buscamos amor, paz, armonía, comprensión, ternura. Otros sobrevivimos día a día, semana a semana, mes a mes, y de año a año. Pero no hay momentos más plenos que aquel en el cual descubrimos con alegría, que la vida , con sus constantes alegrías, y sus penas, debe ser vivida a plenitud día a día.

    Aunque vivamos en una mansión de cuarenta cuartos, rodeados de riquezas y siervos los cuales nos sirven a plenitud ó en una choza humilde, ó luchemos de mes en mes para pagar el alquiler, tenemos el poder absoluto de estar totalmente satisfechos, y vivir una vida con verdadero significado.

    Día a día, semana a semana, mes a mes, año a año, tenemos ese poder absoluto, gozando cada momento que nos ofrece la vida, y regocijándonos de cada sueño. Porque, cada día es nuevo y flamante, y podemos empezar de nuevo y realizar todos nuestros más anhelados sueños, en un mundo futurista.

    ¡CADA DÍA ES NUEVO, Y SI LO VIVIMOS PLENAMENTE, PODREMOS REALMENTE GOZAR DE LA VIDA Y VIVIRLA A PLENITUD, Y REALIZAR NUESTROS MÁS ANHELADOS SUEÑOS FUTUROS! TENEMOS EL ESPÍRITU SANTO.

    Me gusta

  2. 15 de mayo, 2013. Durante la audiencia general el Papa explicó la acción del Espíritu Santo en la vida de las personas y como fundamento de la búsqueda de la Verdad.

    RESUMEN DE LA CATEQUESIS EN ESPAÑOL:

    Queridos hermanos y hermanas:

    Hoy, cercana ya de la fiesta de Pentecostés, deseo hablar del Espíritu Santo que guía a la Iglesia, y a cada uno de nosotros, a la Verdad plena. En nuestros días, marcados por el relativismo, es necesario preguntarnos como Pilato: “¿Qué es ‘la’ Verdad?”. La Verdad con mayúsculas no es una idea que nosotros nos hacemos o consensuamos, sino una persona con la que nos encontramos. Cristo es la Verdad, que se ha hecho carne. Y el Espíritu Santo hace posible que lo reconozcamos y lo confesemos como Señor.

    El Espíritu Santo nos recuerda las palabras de Jesús y las imprime en nuestros corazones. Él es la ley inscrita en nuestro interior, donde tomamos las decisiones. El Espíritu Santo, además, nos lleva a la inteligencia de la Verdad completa. Él es quien suscita el sentido de la fe en los creyentes creando una comunión, cada vez más profunda, con Cristo. Mediante el Espíritu Santo, el Padre y el Hijo hacen morada en nosotros.

    En este Año de la fe, invoquemos especialmente la asistencia del Espíritu Santo, para que nos guíe y nos sostenga en el camino del discipulado.

    Saludo cordialmente a los peregrinos de lengua española, en particular a los grupos provenientes de España, México, Honduras, Paraguay, Chile, Argentina y los demás países latinoamericanos. Pidamos a la Virgen María que nos haga dóciles a la acción del Espíritu Santo, para que como Ella, con disponibilidad total, digamos “sí” a los designios de Dios en nuestra vida. Muchas gracias.

    Me gusta

  3. TU HACES LA DIFERENCIA

    TRES COSAS IRREVOCABLES EN LA VIDA SON: EL TIEMPO, LAS PALABRAS Y LAS OPORTUNIDADES

    TRES COSAS QUE NO DEBES NEGARLE A TU VIDA SON: SERENIDAD, HONESTIDAD Y ESPERANZA

    TRES COSAS QUE DETERIORAN LA VIDA SON: EL ORGULLO, LA ARROGANCIA Y EL ENOJO

    TRES COSAS QUE SON TU ELECCION SON: TUS SUEÑOS, TU ÉXITO Y TU DESTINO

    TRES COSAS QUE SE TIENEN EN LA VIDA SON: LA AUTOESTIMA, EL AMOR, Y VERDADEROS AMIGOS.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s