El ciento por uno

Jueves, 31 mayo, 2012

“Os aseguro que quien deje casa, o hermanos o hermanas, o madre o padre, o hijos o tierras, por mí y por el Evangelio, recibirá ahora, en este tiempo, cien veces más -casas y hermanos y hermanas y madres e hijos y tierras, con persecuciones-“.

En cuanto a lo de “la casa”, te recuerdo que no tenemos aquí morada permanente. Y no es que seamos personas sin hogar; más bien al contrario, somos portadores en nuestras almas de un fuego del Espíritu Santo que arde en el fuego hogareño alrredor del cual se sientan nuestros amores del Cielo y de la tierra… El Señor está contigo: llevamos este calor de hogar a donde quiera que vayamos. Leer el resto de esta entrada »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 568 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: