Esta película de Gary Ross, es entretenida y esta bien rodada, y aunque va dirigida en primer lugar a los adolescentes, que ya la han convertido en fenómeno, invita en general a no caer en el adocenamiento de una sociedad aborregada que impone ciertas reglas del juego. La protagonista, encarnada por esa magnífica actriz que es Jennifer Lawrence (Winter’s Bone), es una “indignada con causa”, que se esfuerza en ser dueña de su destino, “jugando” según las normas que le dicta su conciencia y no las que le imponen desde fuera, violando su dignidad personal. Lo que no significa que sea una insensible Rambo femenina: ella es frágil, tiene sentimientos, y le puede, y mucho, cierta inclinación maternal. (Fuente: Aceprensa)

Aunque la idea de adolescentes matándose entre sí pueda estremecer, se evita la violencia desagradable. El film está montado con cariño –en el cuidado guion ha participado la propia novelista con Ross y Billy Ray–; hay secundarios interesantes, como el mentor de Katniss, pero en otros falta desarrollo.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 551 seguidores

%d personas les gusta esto: